Consigue dar vida a tu salón

Quieres conseguir que el salón luzca con su máximo esplendor pero no sabes cómo hacerlo? Probablemente, no necesitarás cambiar toda la decoración del espacio, bastará con aplicar una serie de trucos fáciles cuyo resultado es infalible.

SIN SOBRECARGAR

El primer paso que deberás hacer es detectar aquellos elementos que sobran en tu salón. O dicho de otro modo: qué resulta prescindible y qué no. La misión consiste en conseguir un espacio abierto, limpio y de fácil movilidad. A partir de entonces, podrás seguir aplicando estos consejos.

COJINES

Aunque parezca mentira, solamente colocando una serie de cojines bien conjuntados sobre el sofá, pueden obtenerse grandes mejoras en cuanto a la estética de tu salón. Elige diseños variados, acorde con tus gustos, y cuyos colores combinen con el resto de la estancia. ¡Verás como el resultado será fantástico!

AUMENTA EL ESPACIO CON UN ESPEJO

Otro elemento que puede mejorar el aspecto de tu salón son los espejos. Gracias a ello, podrás solucionar dos problemas en uno: embellecerás la zona y, en caso de tratarse de una habitación pequeña, ganarás en profundidad, consiguiendo ampliar los metros cuadrados únicamente con un efecto óptico.

LAS PLANTAS Y LAS FLORES DAN VIDA

Entre tantos muebles y complementos, puede que percibas una cierta falta de vida en tu salón. Y no hay mejor momento para solucionar dicha carencia que cuando la primavera se acerca. ¿Cómo? Colocando plantas y flores para decorar el espacio y añadirle color.

ALFOMBRAS

Comodidad, encanto y carácter acogedor. Las alfombras son grandes aliadas a la hora de conseguir un salón con más estilo. Además, la gran variedad de diseños y materiales permite hallar la mejor opción para cada caso. Tanto a nivel estético, consiguiendo embellecer la estancia, como a nivel práctico, eligiendo (o no) modelos fáciles de limpiar y mantener.

Ahora ya sabes qué trucos fáciles debes aplicar para obtener un salón más bonito y mejor distribuido. ¿Qué otros consejos añadirías?

Fuente: Ya encontré, decoración